• Nacido en el Bierzo, hecho de uva mencía, la más característica de la zona… y con tan solo 4 meses de barrica ya está listo ‘para volar’. El Pájaro Rojo roble es, de hecho, una de las etiquetas más internacionales de la firma
  • Y es que este vino juvenil, fresco -y que fresco está de escándalo, por cierto-, es un imprescindible de las fiestas en EE.UU. o en Alemania, donde triunfa desde hace años y lo consideran un must para las barbacoas. ¿Nos lo llevamos a la próxima?

 El Pájaro Rojo se creó pensando en un público internacional, concretamente para exportar al mercado estadounidense, donde los vinos frutales son todo un éxito en las barbacoas, un ‘Party o BBQ wine’ como ellos lo llaman. Sin duda allí triunfa… igual que lo hace desde que llegó a Alemania, donde lo califican como un spass wein, un ‘vino divertido’. ¿Y qué ocurre, que aquí no nos divertimos y no nos gusta una buena fiesta? Poco a poco, esta referencia de Losada Vinos de Finca (Ctra. a Villafranca Le-713, Km. 12. Cacabelos, León. Tel. 987 54 80 53. www.losadavinosdefinca.com) ha ido ganando aficionados por el territorio local y nacional hasta convertirse en el segundo de la casa en cuanto a volumen de producción, con 100.000 botellas al año.

Se trata de un vino agradable, ‘fácil’ pero con un punto de complejidad que adquiere con un ligero paso de 4 meses por barricas nuevas de roble. Y aunque la crianza sea corta, la madera deja una sutil huella que han querido reflejar en el nombre. Es por eso que la añada de 2017 lleva ‘apellido’: El Pájaro Rojo Roble. Al igual que la mayoría de sus etiquetas, está elaborado con uva mencía, la que mejor expresa el terruño de El Bierzo -seleccionada de las viñas viejas más bajas-, pero en esta ocasión hablamos de un vino más fresco, altamente aromático, aterciopelado y goloso. Con respecto a añadas anteriores, este no solo es más frutal, sino más elegante y con una caricia de madera.

Su vivo color cereza picota denota juventud. Expresa aromas de fresas y moras, y florales como el de las lilas. Resulta untuoso y marcadamente afrutado con delicadas notas de violetas y frutas rojas. También es fresco y aterciopelado en boca, donde exalta la variedad y el terruño en su mejor expresión.

Todas estas características lo convierten en un vino muy versátil, ideal para servir a unos 10º C y que será el mejor compañero de las carnes a la parrilla o las paellas del verano, pero también para maridar desde pescados y cocina asiática a pizzas y comida especiada o picante. En definitiva, una etiqueta divertida, como bien nos han enseñado los que primero empezaron a disfrutarlo en el extranjero, que no puede faltar en ninguna reunión de amigos, ya que su precio, 7’50 € en la web de la bodega, lo convierte en el ‘¿qué llevo?’ perfecto.

Losada Vinos de Finca (www.losadavinosdefinca.com) está ubicada en la zona del Alto de Pieros, también conocida como “la pequeña Borgoña española”. Emplazada a mitad de la etapa del Camino de Santiago que une Cacabelos con Villafranca del Bierzo, en el Castro de la Ventosa, la bodega, que bien merece una visita, se encuentra en un lugar privilegiado por la belleza de su entorno. Se trata de un edificio de 2500 m2 con maravillosas vistas dedicado a la naturaleza y firmado por el arquitecto Jesús Manzanares. Un plan estupendo para hacer una escapada durante las vacaciones por ser un lugar en el que, además de disfrutar del vino y conocer todos sus secretos, se pueden celebrar presentaciones, bodas o cualquier otro evento en un ambiente mágico…